COMISIONES DE LAS HIPOTECAS

Es bueno fijarse siempre en los tipos de interés, el plazo, el importe, las cuotas de amortización mensuales pero es muy importante prestarle mayor atención a las comisiones de las hipotecas del préstamo que se efectúa, como son las comisiones de apertura, comisiones de cancelación y comisiones de subrogación.

 


 

  • Comisiones de las hipotecas por apertura y estudio.

Aquí se encuentran todos los gastos que el Banco o la Caja de Ahorros hacen por todos los trámites del contrato del préstamo hipotecario. Es calculado en tanto por ciento del importe del préstamo, este tipo de comisión se cobra después de haber firmado el contrato, pero también si lo deseas puedes acordar con el banco o la caja que puedes financiarla a lo largo del préstamo. Esta comisión incluye el cálculo del TAE (Tasa Anual Equivalente) o el coste efectivo de todo el préstamo. Es bueno siempre comparar las ofertas de los bancos y ver cual de ellos cobra más comisiones que otros.

  • Comisiones de las hipotecas por cancelación o amortización anticipada.

Es aplicada por el banco o la caja financiera en el caso de que quieras cancelar parcial o totalmente la hipoteca antes de que esta cumpla su plazo. Es calculada como un porcentaje sobre la cantidad cancelada o entregada a cuenta. La ley tiene establecidos los límites máximos de las comisiones de cancelación, así que en los préstamos de interés tipo invariable la comisión se puede amortizar a 1% y en los préstamos de interés tipo fijo la comisión siempre será elevada.

  • Comisiones de las hipotecas por subrogación.

Esta tiene amparo por la legislación vigente y se fija en el 1% del préstamo, puedes cambiar tu hipoteca de un Banco o caja financiera a otro pudiendo cambiar el tipo de interés y mantener las condiciones en cuanto al plazo y el importe a amortizar.

Es recomendable que evalúes bien todas las ofertas y no te conformes con la primera que veas o que te parezca conveniente, siempre te presente tu conveniencia y comodidad no solamente de aquí a un par de años pero dentro de 10 o 20 años. Debes sentirte libre y no preso de las comisiones de las hipotecas u otros pagos que se presenten así que analiza y negocia bien antes de firmar.

Algunos consejos:

  • Busca muchas ofertas, compara y negocia, si ya encontraste alguna entonces pide una oferta vinculante, no tienes que sentir culpa si dejas tu banco de toda la vida, si tienes que cambiar de banco, hazlo, sin temor.
  • Chequea en el Internet las informaciones que los Bancos y cajas, todas en general brindan información en línea, puedes hacer las simulaciones de préstamos de las diferentes entidades bancarias en tan solo minutos, pero recuerda que es 100% mejor investigar en las oficinas porque así el asesoramiento será más personalizado.
  • No te fijes sólo en el tipo de interés (el Euribor + algo).
  • Negocia las condiciones y las comisiones de las hipotecas del banco o la caja financiera.
  • Trata de no hipotecar tu casa por muchos años, recuerda que mientras menos sean los años menos será la preocupación, el estrés y sobre todo los intereses.

Comments are closed.