Hipoteca Low Cost de Unnim

Logo-de-Unnim-marca-comercial-_53890219020_51351706917_600_226[1]

Unnim, un banco online que pertenece al BBVA, nos ofrece su hipoteca Low Cost, que nos ofrece unas condiciones muy interesantes, pero con truco tal y como suele pasar cuando las condiciones son demasiado buenas para ser verdad.

Unnim ofrece esta hipoteca a todos aquellos que compren la vivienda a través de su portal inmobiliario. En él encontraréis viviendas embargadas pero también viviendas nuevas, las cuales han sido imposibles de vender por parte de los constructores, los cuales se las han dado al banco para pagar parte de su deuda.

Si hay alguna casa de ese portal que te gusta, no creo que encuentres unas condiciones mejores a la hora de contratar una hipoteca que las que ofrece Unnim. Si empezamos con plazo de devolución, éste se puede ampliar hasta los 40 años dependiendo de la edad del titular.

Nos dejan dos años de carencia al inicio de la hipoteca, por lo que en esos dos años sólo estaríamos pagando intereses. Esto nos puede venir muy bien al principio, pero cuidado, ya que subirá el precio final de la vivienda, y las cuotas posteriores serán más altas.

En cuanto a la financiación, Unnim te da el 100% del valor de tasación, algo que es difícil de encontrar ahora mismo. De esta forma, sólo tendrás que tener dinero para pagar al tasador, al notario, etc.

El interés también es de lo mejor que hay ahora en el mercado. El primer año se paga un interés fijo del 2,99%, muy por debajo de los tipos de interés fijos de otras hipotecas, y el segundo año se paga Euribor +0,99%, estando sujeto este diferencial a tener una serie de productos contrataros, como son:

Tener un saldo medio de 2536 euros.
Tener un seguro de vida con Unnim del 100% del capital pendiente de amortización.
Tener un seguro de hogar contratado con Unnim.
Tener un seguro de ahorro con Unnim, en el que al menos se aporten 900€ al año.
Tener su tarjeta financiera y gastar al menos 3060€ al año.

Como ves, las condiciones para obtener un diferencial bajo son duras, pero si las puedes cumplir tendrás una de las hipotecas más baratas del mercado

Qué son las hipotecas con carencia

La carencia en una hipoteca es un periodo en el que sólamente se pagan los intereses de la hipoteca, no se amortiza capital. La finalidad es pagar menos cuota durante los primeros años de la vida del préstamo ya que es la época más difícil y de más gasto.

Los bancos tienen ofertas de hipotecas pensadas para pagar menos al principio. Estas son las denominadas “hipotecas con carencia”.

Lo que debes saber es que los intereses que pagas durante el periodo de carencia no se descuentan de los intereses totales que pagarías si comenzaras a amortizar capital desde el principio.

Es decir, pagarás intereses al principio calculados sobre el capital pendiente que es siempre 100% mientras dure la carencia. Cuando se acabe la carencia, pagarás los intereses que te hubiera tocado pagar si hubieses comenzado a amortizar el préstamo desde el inicio. El resumen es que acabas pagando más intereses que en una hipoteca normal.

Ventajas y desventajas

La cuota es menor durante los primeros años de la hipoteca (los más difíciles).
Al finalizar la hipoteca, pagas más intereses que en una hipoteca sin carencia.